Datos personales

Mi foto

Licenciada en Psicologia,Diplomada en Arte Dramático,una de las autoras de "Cuento Atrás",Colaboradora en la revista "Glamalunya",Ganadora del concurso del amor de Letras y Escenas

lunes, 19 de enero de 2009

DESVIANDOME

A veces el dolor y el sufrimiento es lo que nos proporciona claridad y creatividad. Tras la crisis que me supuso conocerte y darme cuenta que eras lo que buscaba, ahora hay momentos en que me desvío del camino.
A veces es como si fuera dos personas en una. Una de ellas sigue aferrada a tí y a la idea de encontrarte y no permitirme ningún tropiezo.
La otra se siente necesitada de sentirse deseada y de recibir halagos, aún sabiendo que no vienen de tí, Edward...lo sé incluso antes de probarlos...sé que los besos de otro no van a ser los besos que busco, porque no eres tú...antes de probarlos sé que su sabor no va a ser dulce, sino salvaje y sexual...
Es como si te estuviera siendo infiel sólo pensando en la posibilidad de dejar que esa otra yo se sienta deseada, halagada, mimada...aunque no seas tú...a veces pienso que son migajas...a veces pienso que es un aprendizaje...otras veces pienso que me estoy desviando y lo que ocurre es que me cuesta de nuevo ser la persona en la que me estoy convirtiendo, despojarme de mis vicios y mis malas maneras...
Espero que me perdones Edward,mi otro yo lleva treinta años conmigo y todavía es fuerte.

2 comentarios:

gevana dijo...

Tus "yo" se haran uno en cuanto él aparezca. Mientras tanto ve cosechando experiencias.

A Edward no le gustará saber que le esperaste sentada en casa, sino que viviste la vida sin perder la certeza de que él aparecería. Que aprovechar los minutos no significase olvidarle, sino reafirmarte en tus sentimientos.

Cuantos más besos equivocados des, cuantas más personas errróneas conozcas, antes sabras reconocerle y, probablemente, antes le encontraras, Que nunca se sabe las conexiones que este mundo es capaz de hacer! puede que detrás de la persona equivocada encuentres lo que realmente buscas.

La cura al final la empece ayer, porque la semana pasada me hizo una visita "mi amiga" la que viene una vez al mes y me sentía muy baja de energía. Ya te contaré como va. De momento me siento genial.

Me encanta saber de tus dias "esperando a Edward". Muchos besos Isabella!

Sidel dijo...

Creo que no deberías cerrarte a lo demás, por que cuando le encuentres el tiene que aceptarte tal y como eres y sabrá comprender tus necesidades, que son las de cualquier ser humano, saludos!